/, Perú/Perú en femenino: Entrevista a nuestra Cicerone Elena García Quevedo.

Perú en femenino: Entrevista a nuestra Cicerone Elena García Quevedo.

Corresponsal de guerra, guionista, escritora, gran viajera y conocedora de los secretos centenarios de las culturas femeninas de todo el planeta. Te presentamos a Elena García Quevedo, Cicerone de nuestro viaje a Perú, tierra de la pachamama y de mujeres poderosas.

¿Qué es lo que te impulsa a crear? 

En mi caso no puedo hacer otra cosa, el impulso va más allá de mí. Cada libro que escribo normalmente aparece primero en mis sueños casi como necesidad vital, me van atrapando, se van adueñando de mi y escribir es una necesidad para estar en la vida. Escribo desde niña y es mi forma de estar en la vida. Te diré más: a veces siento que son las obras las que me escriben a mí, porque me siento más persona a medida que escribo y que cada una de mis obras dibuja la siguiente fase de mi vida.

¿Qué te llevó a hacerlo a través de la escritura?

Escribir es expresarme, me permite dar forma al mundo que veo y compartir ese universo. Yo nací en un muy pequeño pueblo de Castilla donde la gente a veces es parca en palabras como nuestra tierra es mínima en colores; allí apenas se habla de las cosas importantes y yo desde muy pronto lo hacía a través de la escritura. Tuve la gran suerte de que mi madre alimentara mi necesidad de escribir, y de encontrar una poeta como profesora que me apoyó.

Dices que “El periodismo enseña a hacerse preguntas, la escritura enseña las respuestas, el cine sumerge en su belleza”. ¿Y viajar, qué te ha aportado conocer países y culturas tan distintas?

Cada viaje en sí mismo es un renacimiento, recordar la magia de la vida y lo que realmente me importa. Me permite limpiar mi mirada, dejar atrás las telarañas que a veces impiden disfrutar plenamente del presente y recuperar toda la pasión para seguir viviendo. El viaje me ha dado y me da nuevos referentes, herramientas para realizarme plenamente. En concreto el viaje de las mujeres, que ha sido objetivo de parte de mis viajes y es el título de mi último libro, me ha dado una forma de entender la vida que ha superado con mucho mis propios sueños.

¿Qué te impulsó a buscar nuevos referentes para tu vida en la cultura de la mujer y en su memoria?

Lo primero conocer una cultura fuera del patriarcado, y reconocer algunas de sus claves de vida, sus mitos, la forma de organizarse, o, incluso, como entender el cuerpo como un tesoro para mi y para la sociedad. Eso cambió por completo mi vida y me impulsó a la búsqueda.

¿Cómo fue tu primer encuentro con Perú? ¿Qué te llevó allí?

Mi primer encuentro con Perú fue apasionante y mágico. De hecho comencé mi primer libro La voz de la tierra y la mujer chamán tras mi viaje a Perú. Tuve la suerte de poder entrar en lugares imposibles para una viajera porque fui a presentar Invierno en Bagdad, junto a un director peruano. En Perú se abrió para mi toda una red de personas y la diversidad peruana me atrapó. Sus poetas, su música, sus artistas; su impresionante comida. Sus templos tan diferentes a los nuestros. La selva con su belleza y sus historias. El Amazonas me hipnotizó; el mundo indígena, la cosmovisión andina. Una parte de mi hoy está en Perú, como si nunca se hubiera ido de allí.

¿Qué podemos aprender de la cultura ancestral de Perú y de sus mujeres?

Todo. Es tan rica y apasionante que puedes estar años aprendiendo de su cultura ancestral y de su magia. Para ellos, como para otras muchas culturas, somos creadores de nuestra realidad y podemos cambiarla con nuestros deseos, palabras, ritos y hechos.  En la cosmovisión andina, por ejemplo, se parte del equilibrio completo entre hombre y mujer, entre masculino y femenino; en su visión ancestral somos complementarios -Yanantin- sexos opuestos pero complementarios. La fuerza de las mujeres de Perú es inspiradora, a mi me inspira y me llena de orgullo de género.

¿Qué quieres transmitirles a nuestras viajeras del Perú que tú conoces?

Que Perú con toda su gran variedad de paisajes, culturas y gentes; con su memoria ancestral de mujeres poderosas con sus ritos, mitos y credos, a mi me conectó con lo más bello de mí misma, con mi fuerza original, con la pasión de mi juventud. Como escribió Chabuca Granda, que es una de sus grandísimas cantantes: “Al lucero le gusta la libertad y al agua del arroyo la claridad.”.

¿Cuál es tu sueño en la vida?

Como me dijo José Luis Sampedro, hacerme cada vez más quien soy y desarrollarme al máximo, y así devolver a la vida de todos la vida que yo he recibido. Comparto plenamente sus palabras.

Descubre la realidad femenina de una sociedad tan tradicional como la Peruana en nuestro próximo viaje.
¡¡Perú en femenino, No te lo puedes perder!!

By |2019-02-05T19:38:52+00:00febrero 13th, 2019|Blog, Perú|0 Comments