Dahia, reina y guerrera de las mujeres bereberes

/, Marruecos, Mujeres importantes en la historia, Viajar sola con FOW a/Dahia, reina y guerrera de las mujeres bereberes

Dahia, reina y guerrera de las mujeres bereberes

Dicen que era bella en su juventud y con una abundante, larga y negra cabellera. Madre de tres hijos, exigente con sus tropas, mujer valiente y estratega tenaz.

Así era Dahia, antigua reina y guerrera. Una de las mujeres bereberes más importante de la historia. Figura de resistencia, icono femenino y mujer activista ya en el siglo VII.

Mujeres bereberes | Focus On Women

Dahia, guerrera bereber

Pero primero, para poder presentarla hay que ponerse en situación:

Siglo VII, Mauritania, actual norte de África. Un territorio ocupado por el pueblo bereber. La libertad es la base de su cultura y la agricultura y la ganadería sus herramientas para vivir. En medio de la tranquilidad de la vida rural y la pacífica convivencia entre bereberes nómadas y sedentarios, aparecen los árabes con ansia de territorios, de conquista y de riqueza.

Había empezado la expansión musulmana y Dahia, a pesar de ser mujer, combatió como uno más en la batalla. Kusaila, líder del pueblo bereber muere y Dahia es la encargada de sucederla. De mujer a combatiente y de combatiente a líder indiscutible de la resistencia bereber.

Su estrategia, su sabiduría y su valentía hicieron que se ganara la confianza de los suyos y que incluso creyeran que era capaz de predecir el futuro. Por ello, y por sus características físicas, propias de una hechicera, la apodaron Kahina, la sacerdotisa.

Cultura bereber | Focus On Women

A pesar de que se dice que cuando comenzó a liderar y a dedicarse a la política era viuda y muy mayor, Kahina ganó todas las batallas. La edad no fue un problema, sino que se convirtió en una virtud ya que gracias a ella era más sabia y podía adelantarse a los pensamientos del enemigo. Ser viuda tampoco era un problema. Quizá, si no lo hubiera sido, no podría haber salido a luchar por la libertad de su país.

Después de victorias como la de Meskiana u Omeya, Kahina sigue sin confiarse y su intuición femenina le dice que los musulmanes volverían. Por ello, decide quemar toda la tierra fértil de su territorio para que en caso de regreso, los enemigos no pudieran aprovecharse de su rica tierra.

Mujeres marroquies | Focus On Women

Sin embargo, el resultado fue el contrario al esperado por Kahina. Los bereberes sedentarios vieron como una de sus principales fuentes de vida, los cultivos y las tierras, ardían sin cesar, por lo que no dudaron en oponerse a su líder. La intuición femenina pocas veces falla y ésta vez no fue diferente. El enemigo volvió y los que hasta ahora habían sido los hombres de la sacerdotisa, se unieron al bando contrario.

Kahina, abandonada y derrotada, se retira a una ciudadela bizantina. Quiere descansar, alejarse de la lucha y volver a la vida rural. Pero la vida le tiene preparada otra prueba. Allá donde se encuentra ella retirada, tiene lugar una batalla, la batalla de Tarfa. Kahina combate, como siempre había hecho, pero ésta vez no vence, sino que es vencida. Muchos dicen que murió combatiendo, otros que fue decapitada y otros, que la capturaron y se suicidó con veneno.

No sabemos cómo murió, ni a qué edad lo hizo, sin embargo sabemos que luchó hasta el final por la libertad de su pueblo, que nunca se rindió y que consiguió, siendo una mujer del siglo VII lo que muchos hombres no habían conseguido.

Dahia - Focus On Women

Antes de la batalla, demostró de nuevo su sabiduría y su astucia femenina: pidió a sus hijos que no lucharan con ella y que se unieran al enemigo vencedor para asegurarse su supervivencia. Sus hijos obedecieron y cumplieron la promesa, y gracias a ello, sobrevivieron. El mayor fue nombrado gobernador del Aures, corazón del mundo bereber y el pequeño, jefe de las milicias árabes de Gerawa.

Estamos ante la historia de una mujer diferente. Tanto, que aunque hoy suene extraño, dispuso de un harén con más de cuatrocientos hombres para ella sola. Una mujer que da nombre a la localidad donde fue derrotada, (Tarfa, ciudad apodada como el Oasis de Kahina). Una mujer extraordinaria que a pesar de ser derrotada ante los musulmanes, venció a las barreras ser mujer en esa época y en ese lugar.

Kahina fue una mujer rebelde, trasgresora y activista, que no se conformaba con vivir limitada por la condición de ser mujer y que a pesar de haber vivido hace más de 14 siglos, sigue inspirando a muchas mujeres del siglo actual.

Puedes conocer más historias de la cultura bereber si te animas a unirte en nuestro viaje para mujeres al desierto.